QUIERES AMAZON PRIME? SUSCRIBETE Y APROVECHA EL PRIME DAY. GRATIS POR 30 DIAS

febrero 26, 2021

MI COLOMBIA BONITA

El Paraíso Existe

Samsung ofrecerá la resolución más alta de la industria para cámaras móviles con el nuevo sensor de imagen ISOCELL de 64Mp

Resulta curioso que la guerra de los megapíxeles haya saltado, en cuestión de tiempo, de las cámaras fotográficas digitales a las cámaras para los dispositivos móviles inteligentes.
Y si ya es habitual encontrarnos con modelos de teléfonos inteligentes que cuenten con cámaras de 48 megapíxeles (Mp), ya podemos estar preparándonos para que durante la segunda mitad de año podamos encontrarnos con nuevos modelos de teléfonos inteligentes que cuenten también con cámaras de 64Mp.
Y es que Samsung Electronics presentó dos nuevos sensores de imagen para cámaras de teléfonos inteligentes, el ISOCELL Bright GW1, que pasa a ser el primer sensor de 64Mp para teléfonos inteligentes del mundo, y el ISOCELL Bright GM2, de 48Mp.

Más megapíxeles para las cámaras de los teléfonos inteligentes

Estos dos nuevos sensores se unen a la línea de sensores de imagen de 0,8 μm de la compañía.
Samsung señala que el ISOCELL Bright GW1 cuenta con la tecnología Tetracell, que permite obtener imágenes “brillantes” de 16Mp efectivos en entornos de escasa iluminación, gracias a que dicha tecnología permite combinar cuatro píxeles en uno, ganando así en sensibilidad a la luz.
Además permite conseguir imágenes de 64Mp efectivos con un alto nivel de detalle en entornos de gran iluminación, ayudado también a su mayor tamaño físico debido al aumento de píxeles, admitiendo además un rango dinámico más cercano al de la visión humana, de hasta 100 dB, teniendo en cuenta que el ojo humano tiene un rango dinámico sobre los 120dB, según apunta la compañía.
A este respecto, Samsung continua su comparación indicando que un sensor de imagen para teléfonos inteligentes cuenta habitualmente con un rango dinámico de 60 dB.
Y en lo que respecta al ISOCELL Bright GM2, Samsung señala que también adopta la tecnología Tetracell para entornos de escasa iluminación, y un algoritmo remosaico para entonos bien iluminados, ofreciendo imágenes nítidas con colores naturales y vivos.
Ambos sensores entrarán en producción en la segunda mitad del presente año.